Noticias

El presidente de la UA insta a las partes a respetar el Plan de Arreglo que prevé la celebración de un referéndum para el pueblo saharaui

Según una nota informativa difundida por la Presidencia de Sudáfrica, el presidente rotatorio de la Unión Africana (UA), Cyril Ramaphosa, “ha pedido a los dos países que alivien las tensiones y vuelvan a las negociaciones. Además, insta a todas las partes a respetar el Plan de Arreglo, que prevé un “alto el fuego” y la celebración de un referéndum para que el pueblo del Sáhara Occidental ejerza su derecho a la libre determinación”.

La Presidencia de Sudáfrica aclara que las declaraciones del el eje de Estado, Ramaphosa, vienen después de haber sido “informado por la creciente tensión entre el Sáhara Occidental y Marruecos, derivada de una disputa sobre la zona de amortiguamiento”.

Por ello, el presidente de la UA, Ramaphosa, “pidió al Secretario General de las Naciones Unidas que nombre urgentemente un Enviado Especial al Sáhara Occidental para abordar todas las causas subyacentes de las tensiones y ayudar a encontrar una paz duradera en esa región”, reza la nota informativa de la presidencia.

Se recuerda que manifestantes pacíficos y cívicos saharauis cerraron la brecha ilegal de Gargarat el pasado 21 de octubre, para exigir la celebración de un referéndum de autodeterminación, la excarcelación de los presos saharauis en cárceles marroquíes y cesar el pillaje de los recursos naturales.

Por otra parte, se informado sobre movimientos militares marroquíes cerca del punto de concentración en la brecha ilegal de Gargarat, lo que ha sido interpretado como un intento de asaltar la zona, sea mediante matones civiles o personal militar.

En respuesta, el Gobierno de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), afirma que «la irrupción de cualquier elemento marroquí, ya sea militar, de seguridad o ciudadano civil en esta zona liberada de la República Saharaui, conocida como “zona de separación” será considerada una agresión flagrante a la que la parte saharaui responderá con firmeza, en legítima defensa de su soberanía nacional. Supondrá, asimismo, el fin del alto el fuego y abrirá la puerta ante el estallido de una nueva  guerra total en la región».

La contundente declaración del Gobierno saharaui, además, informa que el ocupante marroquí ha concentrado «a sus tropas militares a lo largo del Muro de la Vergüenza, en la zona aledaña a la brecha ilegal de Elgargarat, en clara violación de las cláusulas del Acuerdo Militar Nº1».

Spread the love